Armonía 3º

Armonía 4º

Análisis 5º

Análisis 6º

Fundamentos de Composición

Home » Análisis 6º, Compositores siglo XX y siglo XXI, Fundamentos de Composición

El siglo XXI. José Rafael Pascual- Vilaplana

Submitted by on 30 julio, 2012 – 21:33No Comment

El siglo XXI. Comentario analítico realizado por los alumnos de Análisis y Fundamentos de composición, del Conservatorio Profesional de Música de León “José Castro Ovejero” (Mayo de 2012)

El nivel técnico e interpretativo del alumno en 5º y 6º de E.P., le permite trabajar un repertorio de obras, cuyas dimensiones formales, complejidad armónica, polifónica y de elaboración temática, y variedad estilística y estética, hacen necesario profundizar en el conocimiento de los principales elementos y procedimientos del lenguaje musical, y su relación con las distintas técnicas compositivas, con el fin de avanzar cada vez más en una comprensión de dichas obras que posibilite su interpretación adecuada.

Con este propósito, se ha pretendido dar un paso más allá, intentado enriquecer a los alumnos a través del análisis musical de obras “vivas”, obras de compositores españoles e hispanoamericanos del siglo XXI. Todo ello a través de una estrategia de indagación, motivadora para que el alumno realice él mismo su propia aproximación a la comprensión musical, siendo protagonistas de su aprendizaje por descubrimiento.

Mediante sistemas de análisis, se reseña como pautas de actuación, reconstruir el mundo sonoro imaginado por el compositor, desarrollar un sentido crítico en cuanto a la estética sonora y, valorar la riqueza expresiva de las distintas formas de expresión musical.

Es el desarrollo de la personalidad y la sensibilidad propias del alumno el fin último que se persigue, de manera tanto más acusada cuanto que la música es, ante todo, vehículo de expresión de emociones.

Asimismo se intenta fomentar la curiosidad por conocer las creencias, actitudes y valores básicos de la música actual; el gusto por el trabajo bien hecho, y una actitud de superación y mejora.

El análisis se ha centrado en el estudio de un reducido número de obras de diferentes compositores:

- “Ertzak”. Gabriel Erkoreka

- “Maternitat”. Alberto García Demestres

- “Ludendo in Rythmis Modulatis. Miguel Manzano

- ”Tet- Vav”. Jacobo Durán- Loriga

- “Kaleena”. Eneko Vadillo

- “Nadir”. Consuelo Díez

- “Concierto para trompeta”. Fabián Panisello

- ”El sueño de la razón produce monstruos”. Ricardo de Armas

- “El esfuerzo”. María de Alvear

- “Karak dels Cavallers”. José Rafael Pascual- Vilaplana

- ”Tres imágenes de Francesca”. Alfredo Aracil

- “La memoria del tiempo”. Raúl Minsburg

Se expone las concusiones de los alumnos que han participado en cada uno de los comentarios analíticos propuestos.

En nombre de todos ellos y, como profesora de las asignaturas de Armonía, Análisis y Fundamentos de Composición, deseo mostrar mi agradecimiento a cada uno de los compositores, que amablemente han regalado su tiempo al alumnado con una ayuda directa y, aportaciones muy valiosas. Desde el conservatorio de León “José Castro Ovejero”,

GRACIAS!

José Rafael Pascual- Vilaplana (n. 1971. Alicante), compositor español.

¿Qué se pretende con este trabajo? ¿Cuáles son las preguntas y el punto de partida que nos planteamos? ¿Qué vamos a obtener con la realización de este trabajo?, ¿Por qué la obra y el compositor escogidos? 

Estas son algunas de las preguntas que nos pueden surgir ahora que vamos a afrontar este trabajo. Vamos a intentar responderlas, algunas en esta introducción, algunas en el desarrollo del trabajo.

Parece oportuno decir el por qué de la elección de la obra “Karak dels Cavallers” del compositor Alicantino José Rafael Pascual-Vilaplana. El pasado verano de 2011 nos hablaron de un curso de dirección de Banda que se iba a desarrollar en la ciudad de Ponferrada, que lo impartía un auténtico maestro, una eminencia en el mundo de la dirección que estaba desarrollando trabajos por todo el mundo.

Y nos encontramos con un grandioso director, pero por encima de todo, con un espectacular pedagogo, todas sus clases eran muy didácticas, era imposible aburrirse, perderse una sola de sus explicaciones, y parecía tener toda la música del mundo en la cabeza para poner el ejemplo perfecto en el momento perfecto.

La capacidad de análisis del maestro Pascual-Vilaplana era impresionante, y todo ello culminó el día que comenzamos a trabajar una obra de su propia composición para poner culmen al curso. Tuvimos oportunidad de trabajar junto a él y después, interpretarla junto a la Banda de música Ciudad de Ponferrada bajo su dirección. Disfrutamos tocando y comprendiendo una obra, que nos ayudó a ver la importancia de conocer una obra y una partitura antes de tocarla, pues después la disfrutas muchísimo más.

Creo que aunque esta “historia” quede un poco fuera de lugar, es necesaria totalmente para que quien lea el trabajo comprenda el por qué de la elección de obra y compositor, pues al conocer que tendríamos que trabajar sobre una obra de un compositor del Siglo XXI, no lo dudamos ni un solo instante.

En este trabajo partimos de una obra de la que solo tenemos el guión para Banda sinfónica y conocemos la historia que la rodea, la cual contaremos más adelante en el trabajo.

Pretendemos analizar y conocer esta obra, pues ha sido estrenada en el año 2010 y es una prueba de uno de los estilos que se componen más en nuestro país para este tipo de agrupación en la actualidad, las marchas de moros y cristianos.

Al llegar al final del trabajo debemos haber comprendido el estilo de la obra, las partes que la componen, lo que significa cada una de ellas, la historia que tiene detrás. También se pretende hacer una defensa a la formación de Banda de Música, que consigue sonoridades y emociones que no podría ni tan siquiera imaginar otro tipo de formación musical.

EL COMPOSITOR

Nace el 30 de abril de 1971 en Muro (Alicante) donde inicia sus estudios musicales con el bombardino y el piano, en la Unión Musical de Muro, siendo sus profesores, Salvador Martínez y Mª Angeles Palacios. Más tarde continua sus estudios profesionales en el Conservatorio Municipal de Alcoi y en el Conservatorio Superior de Valencia.

Desde 1988 estudia Dirección de Banda con el maestro holandés Jan Cober (Brabants Conservatorium de Tilburg), primero en España y después en Holanda, país en donde realiza diversos cursos de perfeccionamiento en dirección bandística con Eugene Corporon (University of North Texas).

En 1993 es seleccionado en la especialidad de Dirección de Orquesta dentro del “Wiener Musikseminar” de Viena, estudiando con Karl Österreicher y Yoji Yuasa.

En 1994 asiste en Chicago a las clases de dirección de James Croft impartidas en el “47th. Mid West Band and Orchestra Clinic”.

 En 1995 obtiene el Diploma de Dirección de Orquesta del “Wiener Meisterkurse für Musik” en la Escuela Superior de Música de Viena, con el maestro Hans Graf.

Ha ampliado conocimientos de Dirección en diversos cursos con profesores como José Collado, Gerardo Pérez Busquier o Norman Milanés.

En 2004 realiza un Master Class de Dirección de Orquesta con el prestigioso maestro Georges Pehlivanian y la Orquesta Filarmónica de Eslovenia en Ljubljana.

Ha asistido a Cursos de Pedagogía Musical con los profesores Diego Ramón Lluch, Ana Lucía Frega y Maravillas Díaz, en la Escola Comarcal de Música de la Valld’Albaida.

Ha trabajado como director titular de diversas bandas de Alicante (Castell de Castells y Muro) y de Valencia (U.M. de Yátova), destacando su actividad en el grupo de Música Tradicional “La Xafigà” (1988-1996), la Banda de la Associació Unió Musical de Bocairent (1994-1998), en la Banda de la Agrupació Artístico-Musical “El Trabajo” de Xixona (1995-2002), en la Banda de la Societat Unió Musical de Muro (2002-2007) y en la Banda de la Societat Musical “La Nova” de Xàtiva (2007-2009).

Ha sido director invitado de la Banda Nacional de Cuba, Bandas Profesionales de los Conservatorios de Tilburg y Maastricht (Holanda), Bandas Municipales de Alicante, Barcelona, Castellón, Madrid, Palma de Mallorca, Pontevedra, Sta. Cruz de Tenerife, Santiago de Compostela, y Vitoria, Banda Municipal de Matanzas (Cuba), “Fanfareorkest” del Sur de Holanda, Banda Municipal de Buenos Aires (Argentina), Banda de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires, Banda Real de Opdorp (Bélgica), Banda de la Marina Real Holandesa de Rotterdam, Banda del Conservatorio Superior de Canarias, Banda del C.S. del Principado de Asturias, Banda de MUSIKENE, Banda Sinfónica de Sta. Maria da Feira (Portugal), Banda Sinfónica de Bairrada (Portugal), Banda Sinfónica Portuguesa de Oporto, Banda del Conservatorio de Albacete, Banda del Conservatorio de Tortosa, Banda del Conservatorio de Calahorra, Banda del Conservatorio de Pontevedra, Orquesta de Vientos “Ambo” de Berna (Suiza), Banda de la Federación de Sociedades Musicales de la Federación Valenciana (titular temporada 2002), Banda de la Federación Murciana de Bandas, Orquesta Sinfónica de Matanzas, Orquesta Sinfónica de Bucarest (Rumanía), Orquesta de Cámara “Manuel de Falla” de Cádiz, Coro de la Universidad de Cádiz, Orquesta Sinfónica de Albacete, Orquesta Sinfónica de Castellón, Orquesta Sinfónica de Murcia, Orquesta Sinfónica del Vallés, Orquesta Sinfónica del Conservatorio Superior de Música del Principado de Asturias …

Así como con diversas agrupaciones bandísticas valencianas como, U.M. de Agost, U.M. y C.M. de Albaida, U.M. Aldaia, S.F.A. de Altea, S.M. de Banyeres, S.M. La Pau de Beneixama, U.M. de Benidorm, S.M. “La Artística” de Buñol, U.M. Busot, S.M. de Callosa d’En Sarriá, U.M. de Carlet, A.M. de Cullera, A.M. y U.M. de Cocentaina, S.M. de El Camp de Mirra, ACME de Elda, U.M. de Estivella, U.M. de Les Alqueries, S.M. de Mutxamel, U.A.M. y A.M. de Ontinyent, U.A.M. de Novelda, S.M. de Ondara, U.M. de Riba-Roja, S.M. de Sant Mateu, Banda Municipal de Villena

Ha sido invitado a dirigir en el preludio de las Fiestas Mayores de las ciudades  de Ontinyent, Callosa d’en Sarrià, Mutxamel, Elda i Petrer.

Es compositor de diversas obras para banda y conjunto instrumental, apareciendo algunos de sus trabajos en la Editorial Piles, Editorial Albadhoc, Ediciones Rivera, Editorial Tot per l’Aire, Ediciones EGC y la Editorial Omnes Bands de Valencia.

Participa habitualmente como jurado de diferentes concursos de composición para Banda: Altea, Bocairent, Benidorm, Callosa, Calpe, Elda, Pego, Dènia, Algemessí, Sant Vicent del Raspeig

Ha sido designado Jurado Internacional, del Certamen Nacional de Bandas de Suiza celebrado en la ciudad de Montreux en 2001, del Concurso de Dirección de Pordenone (Italia, 2006), del Concurso de Bandas de la Suiza Italiana en Lugano (2009), del Concurso Internacional de Dirección del WMC de Kerkrade (2010), del Concurso de Dirección de La Toscana (Italia, 2010), del Certamen Nacional de Bandas de Colombia en la ciudad de Paipa, (2010), así como jurado de los Certámenes Provinciales de Bandas de Alicante (2001) y Castellón (2002) y del Certamen de Bandas de La Senia (2006).

Ha escrito obras por encargo, para grupos como Spanish Brass Luur Metalls ó 2i2 Quartet.

En 2006 estrena su musical “Balansiyyà” con letras de Carlos Veiga, actuando en Valencia, Torrevieja, Madrid y Rabat (Marruecos).

En la actualidad, director de la Orquesta Sinfónica de Albacete, director invitado de la Orquesta Camera Musicae de Tarragona.

Director artístico y profesor de los Cursos de de Perfeccionamiento Musical del Istituto Musicale Guido Alberto Fano de Spilimnbergo (Italia), desde 2007.

Desde 1995, es profesor en la Escola Comarcal de Música de la Vall d’Albaida, de 1999 a 2004 en la Academia “Allegro” de Valencia, y de 2002 a 2007 en l’E.C.M. del Comtat.

Es socio de la SGAE, miembro fundador de la Asociación de Compositores ACMMIC (Associació de Compositors de Música de Moros i Cristians), miembro de WASBE (World Association for Symphonic Bands and Ensembles) y de COSICOVA (Asociación de Compositores Sinfónicos Valencianos).

En 1991 fue galardonado con la “Batuta del Mtro. Guillermo Tomás” de la Banda Nacional de Cuba en La Habana. En 1997 ganó el Primer Premio “Batuta de Oro” del “8th. International Conductor’s Competition” del WMC de Kerkrade (Holanda). En abril de 2000 obtiene el Primer Premio “Baton of Honour” del “1st. European Conductors’ Competition” organizado por la EBBA (European Brass Band Association) y celebrado en el Symphony Hall de la ciudad inglesa de Birmingham, por lo cual fue nombrado como “European Conductor Champion 2000″. En octubre del mismo año es el único español seleccionado para dirigir ópera en el “VI Concorso per a Giovanni Directore d’Orchestra de la Comunità Europea” organizado por la Fundación Franco Capuana de Roma, la Academia Chigiana de Siena y el Teatro Lirico Sperimentale de Spoleto (Italia), dirigiendo “Carmen” de G.Bizet en el Teatro de Ópera de Spoleto.

En 2004 recibe el Premio Euterpe de la Federación de Sociedades Musicales de la Comunidad Valenciana en dos categorías: Dirección de Banda y Composición de Música para la Fiesta.

En 2010 recibe el Premio Nacional de Música “Ignacio Morales Nieva” del Festival de Música de Castilla “La Mancha”.

En el verano de 2011 es el Profesor del I Curso de Dirección de Banda organizado por la Banda Municipal de Ponferrada (León).

APROXIMACIÓN AL AUTOR EN RELACIÓN CON SU OBRA

Ante la imposibilidad de realizar una entrevista personal al autor intentamos solucionar este apartado haciéndonos las preguntas a nosotros mismos y buscando las respuestas en los datos y respuestas que el maestro Pascual-Vilaplana nos había aportado durante sus clases y su trabajo de la obra. He desarrollado tres preguntas con gran recorrido que me han parecido vitales para el resto del trabajo. Primero la obra, luego la Banda de música y por último la situación de la composición en el Siglo XXI ya que esté es uno de los objetivos principales a la hora de plantear este trabajo.

¿Cuál es el significado de “Karak dels Cavallers”? y ¿Cuál es la historia que esconde detrás?

El maestro Pascual-Vilaplana nos daba respuesta a esta pregunta, una respuesta en la que podemos incluir la historia en torno a la cual se basa la obra y también como llega a sus manos la posibilidad de esta composición.

“ Karak dels Cavallers”  es la Fortaleza Inaccesible o literalmente el Castillo de la Fortaleza. El término Karak deriva del Ciriaco Karaki que significaba Fortaleza.

También es conocido como “Krak de l´Hospital”, y es un Castillo que data de la época de las cruzadas. 

Se encuentra situado al oeste de Siria, en los últimos contrafuertes de la Sierra del Djebel Ansariyya, dentro del territorio que había formado parte de los Estados Croatas.

La Orden de San Juan de Jerusalén o del Hospital va a gobernar el Castillo desde 1142 hasta 1271, hasta la conquista por parte de Baibar I, soldado de los mamelucos. Esta conquista va a suponer el fin de 129 años de invencibilidad del Castillo así como de la posesión Cristiana de este. 

Una vez presentada la obra, la siguiente pregunta gira en torno a la figura de la Banda de música tanto en nuestro país como en el mundo de la música en general.

El maestro José Rafael es un acérrimo defensor de la Banda de música, como no puede ser de otra manera, pues su vida musical gira totalmente en torno a la Banda. Desde el primer momento se encarga de situar esta formación en el lugar que le pertenece huyendo de estereotipos que solo giran en torno a banda, pasodobles, folklore y “España cañí” si se me permite la expresión. 

En la primera clase con el maestro, nos presentó una conferencia cuyo título era “Las Bandas de música: de la tradición a lo contemporáneo” y en ella se resumían citas, referencias y hechos que nos daban a entender que en todo el mundo habían existido formaciones similares a la Banda actual, que lógicamente es el resultado de una evolución, como todo y de la cual encontramos referencias fehacientes desde antes de Cristo con las referencias pictóricas a algunas agrupaciones de pocos hombres que interpretaban música con instrumentos de viento y percusión.

Se podría hacer un recorrido histórico por la banda de música (el cual se hará en otro apartado del trabajo) pero que no tendría cabida en este que nos ocupa.

Sobre la actualidad de las bandas, el maestro nos habla de que a día de hoy existen distintas formaciones de Bandas dependiendo del país, pues no son exactas las bandas de EEUU, de España o de Holanda, como tres países referentes en cuanto al estilo y la composición para ellas. La Banda de música ha conseguido alcanzar un punto en el cual se componen todo tipo de estilos, entre los cuales nos hablaba incluso el maestro de musicales y Óperas completas para Banda de música.

La última pregunta para el maestro es cómo ve él la situación actual de los compositores en nuestro país.

En relación a esta pregunta y extrayendo lo que el maestro nos dijo durante sus clases y en todos los artículos y publicaciones que hemos leído, es que podemos estar tranquilos en España, pues en la actualidad están surgiendo una seria de compositores que dejan muy alto el pabellón de la música española y concretamente muy alto el desarrollo del repertorio bandístico, que podría parecer avocado a una “desaparición parcial” de los circuitos actuales de composición. Como ejemplo, nos situó a David Penadès , autor valenciano nacido en 1978 y cuya obra “La Fortaleza” es una muestra clara de la calidad de lo compuesto en nuestro tiempo.

LA BANDA DE MÚSICA

Como ya habíamos adelantado en apartados anteriores del trabajo, es de vital importancia el hablar de la Banda de música como “instrumento colectivo” como agrupación musical que tiene una Historia, una tradición que podríamos decir viene desde tiempo inmemoriales.

Es el propio Maestro Pascual-Vilaplana el que nos hace ver la Historia de las Bandas de música y vamos a utilizar los apuntes tomados durante su conferencia titulada “Las Bandas de música: de la tradición a lo contemporáneo” para dar unas pocas pinceladitas de lo que él considera como puntos clave.

Nos comenta en primer lugar antes de Cristo de referencias pictóricas a instrumentos de vierto como el cuerno y pequeñas agrupaciones de ellos.

Edad Media nos habla por un lado de los Ministriles como referencia musical y que en Alemania ya existían tres tipos de Bandas: las de Iglesia, las denominadas “Spielmann” y las Bandas municipales en algunos territorios.

Pasamos al Siglo XVIII. Harmoniemisik era un Octeto de vientos con oboes, fagots, clarinetes, etc.

Revolución Francesa. La Banda como símbolo de una nueva era. Importancia de las Bandas revolucionarias se toman como símbolo de los nuevos valores.

Siglo XIX. Reconversión en civiles de las Bandas militares. Como texto de ejemplo nos presenta un libro de 1997 llamado “Historia breve de la villa d´Albaida” donde hay referencias por primera vez a escuchar una banda no militar en 1786 y en 1801 y  se habla de una Banda “formada por paisanos”, es decir, por primera vez, no militares “profesionales”, sino gente del pueblo llano.

Tambien destaca obras como “Panarmónico” de Mäiziel, arreglos del Op. 21 de Beethoven para Banda hecho por Wellington Siel ó la Música Napoleónica para Banda.

1845. La Invención de los Saxofones por Adolph Sax y la lucha de Wilhelm Wieprecht por incluirlos en la Banda va tomando importancia

1858, aparece el primer director de Banda profesionalizado: Hans Von Bülow.

A partir de mediados del XIX y gracias a la Revolución Industrial aparecen las Brass Bands. Los propios empleados se fabricaban sus instrumentos y como forma de ocupación del tiempo libre se dedicaban a hacer música.

1856.  Importancia de las “Salvation Army Bands

Y en 1880, un punto vital en nuestro trabajo, la aparición del género de las Marchas de moros y cristianos. En estos años aparecen la mayoría de las composiciones de géneros de tipo pasodobles, marchas moras y cristianas, marchas de procesión, marchas sinfónicas, etc.

1886 se crea el Certamen de Bandas de Valencia, que a día de hoy continua englobando a las mejores Bandas de música del mundo, especialmente las de la zona levantina de nuestro país.

Podríamos continuar detallando hechos relevantes para la Historia de esta formación pero ha evolucionado tanto y experimentado tantos hechos que nos ocuparía mayor tiempo y espacio del realmente necesario en este trabajo.

Solamente añadir que durante el Siglo XX se extendió por todo el mundo desde bandas Turcas de los Jenízaros y la música “alla Turca” de Gluck por ejemplo, hasta las Wind Bands de EEUU, pasando por uno de los referentes mundiales y cuna de las Bandas como es Holanda, donde en 1950 nace la editorial Molenaar que a día de hoy continua como referencia en la edición de música para Banda.

En el Siglo XXI se componen todo tipo de estilos para Banda de música, destancando incluso musicales y Óperas completas para Banda de música, algo impensable hace apenas un siglo.

Podemos citar compositores de diversos países, pero sobre todo destaca la calidad de los Holandeses como Johan de Meij, Jan Van der Roost o el grandioso Jacob de Haan, eminencia de la composición para Banda.

KARAK DELS CAVALLERS

La obra “Karak dels Cavallers” es un encargo de Juan Manuel Giner que es el Presidente de la Orden de Caballeros Hospitalarios de San Blas de Muro (Alicante), fue estrenada el 5 de Mayo de 2010, y está dedicada a su hija.

 Como ya nos dijo el maestro en el apartado anterior de este trabajo, “Karak dels Cavallers”  es la Fortaleza Inaccesible o literalmente el Castillo de la Fortaleza. El término “Karak” deriva del Ciriaco “Karaki” que significaba Fortaleza.

También es conocido como “Krak de l´Hospital”, y es un Castillo que data de la época de las cruzadas.

Está situado al oeste de Siria, en los últimos contrafuertes de la Sierra del Djebel Ansariyya, dentro del territorio que había formado parte de los Estados Croatas.

La Orden de San Juan de Jerusalén o del Hospital va a gobernar el Castillo desde 1142 hasta 1271, hasta la conquista por parte de Baibar I, soldado de los mamelucos. Esta conquista va a suponer el fin de 129 años de invencibilidad del Castillo así como de la posesión Cristiana de este.

Una vez situados históricamente nos introducimos en el mundo musical de la obra. Lo primero decir que esta obra está compuesta para Banda sinfónica y Dulzainas, en sol.

La Dulzaina es un instrumento que tiene un peso específico muy importante para el compositor, ya que lo lleva como una tradición y trabajó con dulzainas desde sus primeros pasos como músico, lo que le lleva a incluirlas en sus obras para banda y también a componer obras exclusivamente para este instrumento.

El resto de instrumentación es:

  • Flautín
  • Flauta
  • Oboe
  • Fagot
  • Clarinete Eb
  • Clarinete Bb (1,2,3)
  • Clarinete Bajo
  • Saxofón alto (1,2)
  • Saxofón Tenor
  • Saxofón Barítono
  • Trompas en F (1,2,3,4)
  • Trompeta Bb (1,2,3)
  • Trombón (1,2,3), Trombón Bajo
  • Fliscorno
  • Bombardino
  • Tuba
  • Contrabajo
  • Timbal
  • Caja y Percusión 1 y 2.

Es una Marcha Cristiana que comienza con una fanfarria, que va a presentarnos el tema principal de la obra, el tema de los Caballeros Hospitalarios, el tema que nos enmarca en la majestuosidad de la Orden en el Castillo del Karak y el cual llamaremos Tema A (señalado en la partitura en color amarillo, en la voz de la trompeta 1).

El tema A viene presentado por todos los metales en los primeros 10 compases, aunque los 4 primeros son solo de percusión a modo de llamada, para luego repetirse el tema de los compases 11 al 16 aunque aquí ya ornamentado por el viento madera (todos, excepto los saxos).

Cabe destacar que en los primeros 10 tiene un carácter de pregunta, y en los siguientes 6 de respuesta.

Las formas de acompañamiento que aparecen en el viento madera a la melodía a partir del compás 9 se van a ir desarrollando poco a poco, van a ir aportando su papel hasta llegar a formar parte de la marcha en sí, no solo como acompañamiento de la melodía, sino como una voz importante más.

A partir de este punto y con todos los instrumentos “en acción” se va a ir dando un desarrollo, repetición en distintos instrumentos y distintos tonos del tema principal de la obra que hemos denominado tema A, tema de Los Caballeros Hospitalarios.

En medio de los cambios tonales, un tema de carácter arabizante acompaña al tema A. Este tema Arabizante está a partir del compás 25 mientras el tema central continua en diferentes tonalidades. Este tema Arabizante al que llamaremos Tema B (señalado en rojo en distintos instrumentos en la partitura durante algunas partes) va pasando desde los metales graves hasta las maderas, mientras son las trompetas y las trompas las que se reparten el tema A (marcado de nuevo en amarillo durante unos pocos compases y voces), el tema central enlazando pasajes de unos y de otros.

Hay algo importante que decir de este tema B o Tema Arabizante, y es que este representa la música de los enemigos de los caballeros hospitalarios, de ahí su carácter arabizante, pues eran los musulmanes los enemigos de estos caballeros, quienes querían conquistar el karak. Cuenta la historia, que los Caballeros Hositalarios se subían a lo alto de las torres y desde allí podían escuchar la música de sus enemigos (tema B) y que incluso llegaba a gustarles, llegaban a escucharla por disfrute.

En el compás 49 se van sumando instrumentos del viento madera al tema A, mientras que el B queda “relegado” a bombardino y trombones.

Este juego entre temas A y B dura hasta el Compás 65 donde comienza una sucesión de todos los instrumentos, un nuevo juego en torno al tema principal que va a culminar en el compás 89 lugar donde el compositor, según sus propias palabras, sitúa el primer Fuerte y donde aparece el tema A pero que en esta ocasión toma un carácter “cantable y festivo” justo antes de la lucha. A este lo denominaremos tema A’ (señalado en la partitura con color verde).

Se repite el tema a partir del 115 con este carácter que llega hasta el compás 143, donde llega la parte protagonista de la familia de Saxofones y de clarinetes 2 y 3 y clarinete Bajo. Estos son quienes llevan la melodía en este momento que solo se verá acompañada por trompas, tuba y percusión.

Estos van a desarrollar un Tema Coral, que podremos denominar Tema C (señalado en la partitura con color naranja), este tema coral nos invita a la reflexión, es la parte más litúrgica de la obra, es el momento para los caballeros de encomendarse a Dios antes de la batalla. Dura hasta el compás 174.

A partir del compás 174 tenemos un puente de 20 compases en los cuales ya se incluyen elementos del tema principal y a los cuales se van sumando instrumentos y creando poco a poco tensión que desemboca en el compás 194 donde el tema A, tema central, de los caballeros hospitalarios va a “sufrir” una nueva mutación para convertirse en un “Canto de Proclamación”. Podríamos denominarlo como Tema A”.

Desemboca en una última parte como culmen y final a la obra, de la cual el compositor decía literalmente “tot es barreja” (todo se mezcla) en Valenciano: el tema A de los Caballeros Hospitalarios en la mayoría de instrumentos, el tema B o arabizante de los enemigos que lo vemos en a Dulzaina, el tema C, que es el coral que lo desarrollan majestuosas las trompas.

De esta última parte decía el maestro Pascual-Vilaplana que era como “una simbiosis del sentido de la fiesta de Moros y Cristianos”.

FIESTAS DE MOROS Y CRISTIANOS

Es imposible concluir este trabajo sin antes explicar brevemente las fiestas de Moros y cristianos, ya que la obra protagonista de este trabajo es una Marcha Cristiana escrito para esta fiesta y encargada por la Orden de Caballeros hospitalarios de Muro, en Alicante.

La fiesta de Moros y Cristianos nace como rememoración de la etapa de poderío musulmán en la Península Ibérica y de las batallas que fueron alternando el poder entre musulmanes y cristianos. En algunas zonas costeras, con la fiesta se recuerda la lucha contra piratas berberiscos de los siglos XV, XVI o XVII.

Hay datos documentados que demuestran la antigüedad de estas Fiestas que —aún teniendo el sentido celebrador anteriormente indicado— en un inicio eran manifestaciones motivadas por algún evento reseñado, o conmemoraciones relacionadas con el señor feudal o visitas del rey a la población o ciudad.

Llegan a celebrarse incluso antes de la total Reconquista de la Península (en 1150 en Lérida, en 1426 en Murcia y en 1463 en Jaén) y algunas nacen como otro tipo de manifestaciones (las de Lérida son danzas de moros y cristianos, que los mercantes españoles extienden por prácticamente todo el Mediterráneo y de las que hoy en día sólo se celebra la Danza Moreska en la isla Kórchula Croacia).

La música siempre ha acompañado a las Fiestas de Moros y Cristianos desde sus inicios. Está documentada en Alcoy la utilización de tamboriles y atabales, pífanos, dulzainas o castañuelas en los siglos XVI y XVII y de tambores y trompetas –músicas de retreta– en el siglo XVIII.

La música es unos de los aspectos que también destacan en esta fiesta, sobre todo el famoso pasodoble español Paquito el Chocolatero escrito por Gustavo Pascual Falcó, compositor de Cocentaina (Alicante), así como el también contestano Manuel Ferrando González que compuso en 1864 el primer pasodoble para las fiestas de Moros y Cristianos llamado El Moro Guerrero.

Será en el siglo XIX cuando las bandas de música se unen a las Fiestas, a partir de 1817, año en que la Filá Llana de Alcoy contrató a la Banda de Milicianos Nacionales, la única banda que existía en la ciudad, germen de la Corporación Musical Primitiva.

En pocos años, el resto de filaes también se hicieron acompañar por su respectiva banda de música, contratadas en Alcoy o en los pueblos cercanos, favorecida por una época de expansión y florecimiento de las bandas civiles de música.

Las propias Fiestas motivaron una música adecuada, un ritmo propio para acompasar los desfiles, a partir del pasodoble, una variedad musical dentro de la forma marcha.

Las marchas son obras musicales que entran dentro de las composiciones definidas por el movimiento o por el ritmo. Las marchas regulan el paso de un cierto número de personas. Los pasodobles son marchas ligeras, adoptadas como paso reglamentario de la infantería, con una característica especial que hace que la tropa pueda llevar el paso ordinario de desfile.

A finales del siglo XIX, el compositor alcoyano Juan Cantó Francés escribe los pasodobles La Primers Diana (1880) y Mahomet (1882), creados expresamente para los Moros y Cristianos de Alcoy. Éstos presentaban una estructura, forma y ritmo que los diferenciaban del resto de pasodobles hasta entonces conocidos, iniciando de este modo la música festera alcoyana, con personalidad propia.

Desde finales del siglo XIX y sobre todo, con el inicio del siglo XX, la Entrada de Moros cobra una espectacularidad inusitada, denominándose en los programas de actos de la época como el más llamativo y pintoresco acto de las fiestas. Por supuesto, la música se adaptará a dicho acto, apareciendo un nuevo género musical festero: la marcha mora. La composición A-Ben-Amet, del autor alcoyano Antonio Pérez Verdú, estrenada en las Fiestas de 1907, está catalogada como la primera de este tipo, aunque bien es cierto que ya existían otras composiciones denominadas marchas árabes, expresamente escritas para la Entrada de Moros, que nos hacen pensar en una evolución paulatina del pasodoble, con la incorporación de elementos de percusión, hasta consolidar dicho género musical.

En 1958 con la obra Aleluya, el gran creador alcoyano Amando Blanquer Ponsoda desarrollará una música específica para el acto de la Entrada de Cristianos: la marcha cristiana, abriendo un nuevo camino en el devenir de la música de la Fiestas de Moros y Cristianos.

Así pues, los tres grandes géneros musicales de las Fiestas de Moros y Cristianos son el pasodoble, la marcha mora y la marcha cristiana. Su diferenciación está marcada por el ritmo que se les imprime a cada uno de ellos:

Pasodoble: composición utilizada tanto por Moros como Cristianos y destinada principalmente para desfilar en los actos de la Gloria, Primera Diana, Segunda Diana, etc. Se caracteriza por un metrónomo de 85 a 95 negras por minuto, es decir, 85 a 95 pasos por minuto.

Marcha Mora: composición utilizada en la Entrada de Moros, con un aire más parsimonioso y melodía con resonancia oriental, caracterizada por un metrónomo de 50-55 negras por minuto, aproximadamente.

Marcha Cristiana: composición utilizada en la Entrada de Cristianos, con un aire épico y marcial, caracterizada por un metrónomo de 80 negras por minuto.

La música para la Fiesta de Moros y Cristianos ha desarrollado además de los géneros citados, otras composiciones como las marchas de procesión –entre las cuales cabe destacar la marcha 23 de abril, de José María Valls Satorre–, himnos de fiestas, himnos al patrón, ballets, música incidental para boatos, etc. Un caso significativo sería el de la misa festera, destacando la Misa a San Jorge de Amando Blanquer Ponsoda, obra de carácter litúrgico para la celebración religiosa del día dedicado al Patrón San Jorge (en Alcoy).

Audio en mp3 ”Karak dels Cavallers”. José Rafael Pascual- Vilaplana

CONCLUSIÓN Y OPINIÓN PERSONAL

“Llegamos ya al punto final del trabajo donde pretendemos sacar unas breves conclusiones tras el desarrollo del mismo.

En primer lugar esperamos haber conseguido realzar en el trabajo la imagen de la Banda de música, o al menos despertar en quien lea el trabajo, la curiosidad por conocer un poco más el repertorio de este tipo de agrupación.

Se ha pretendido llegar a entender la obra que nos ocupaba, la historia que guarda detrás, cada parte que la compone y el significado de cada una de estas partes. 

Se ha pretendido que se conozca el entorno que rodea a la composición, es decir las festividades de moros y cristianos, ya que estamos trabajando alrededor de una Marcha Cristiana.

Y también se ha pretendido conocer al compositor, no solo como compositor, sino como director y como defensor del mundo actual de la composición en nuestro país y del trabajo con las Bandas de música en este caso.

Es verificable que una obra se disfruta mucho más en su audición o su interpretación cuando se ha estudiado y comprendido a través del análisis. Y más cuando además de un sentido musical, tiene un significado histórico y cultural como es en este caso.

La obra me maravilló desde la primera vez que la escuché y la interpreté, pero una vez que te introduces en la partitura y comprendes todo lo que el compositor pretende decir, el disfrute aumenta considerablemente”.

Si te ha gustado esta entrada ¡Compártela!

Comments are closed.